No confíes en nadie

Cuando las cosas no son lo que parecen

IMG_7245.CR2

72 minutos.
Esa es exactamente la duración de No confíes en nadie.
Cabría esperar que una película tan directa y con tan poco metraje fuera un prodigio de agilidad narrativa y tensión, más si cabe si tenemos en cuenta que supuestamente se trata de un thriller. Pues bien, en este caso no es así, y resulta una verdadera lástima porque la idea daba para mucho más.
Una lástima que Rowan Joffé, hijo del también realizador Roland Joffé (responsable de Los gritos del silencio y La Misión, entre otras), no haya sabido dotar a la trama de una mayor intriga y un desarrollo mejor llevado. La premisa es buena e interesante, con una nueva vuelta de tuerca a la amnesia mezclada con el Día de la Marmota de Atrapado en el tiempo (Harold Ramis, 1993), pero en versión macabra y ciertamente inquietante. Desafortunadamente esto es solo el principio, los primeros cinco minutos de película, que son los que nos presentan lo único interesante de la cinta, que es su premisa inicial: una mujer que se despierta cada día amnésica, sin acordarse de su vida ni de su marido y pensando que todavía está en la veintena, cuando sufrió un accidente que daño su memoria para siempre. Por supuesto, la protagonista duda de todo y todos y se siente amenazada continuamente amén de atormentada por terribles fragmentos de imágenes en las que es atacada por un misterioso hombre.
Podría haber sido una película interesante, pero Joffé no acierta con el tono en ningún momento, y lo que sigue después de esos primeros minutos es una película sin ninguna tensión que desaprovecha el misterio tras la historia de Christine. No hay ni una sola escena que inquiete, ni un solo plano que se quede en la memoria y no existe ninguna identificación del espectador con ningún personaje, ni siquiera Christine, tan plano e insuficiente es el guión.

IMG_0124.CR2

No ayuda tampoco una Nicole Kidman, esta vez sí, en horas francamente bajas de carisma y energía (y digo «esta vez sí» porque quien esto firma considera a la protagonista de Las Horas una soberbia actriz que no merece en absoluto el desprestigio en el que ha sido enterrada por cierto sector crítico en los últimos años… ya saben, pocas cosas hay más de moda que criticar a Nicole Kidman o decir que desde que se puso botox ya no es capaz de actuar) o un Colin Firth que es poco o nada adecuado para el personaje de Adam. Ya debería haber aprendido el extraordinario protagonista de El discurso del rey (Tom Hooper, 2010) que los personajes con lado oscuro no le van demasiado bien. Afortundamente está por allí el siempre estupendo Mark Strong, mientras que Anne-Marie Duff cubre la cuota femenina con gran efectividad teniendo en cuenta las carencias del guión.
Podría haber sido una más que correcta e interesante película de suspense, pero se ha quedado en telefilme de sobremesa. Otra vez será.

Lo mejor: Mark Strong y la idea inicial.
Lo peor: Lo mal que se desarrolla y lo mucho que se desaprovecha esa idea inicial.

Calificación: 3.5/10

 
 

No_confies_en_nadie_Al_MC_cartelTítulo origina: lBefore I Go to Sleep

Año: 2014

Duración: 92 min.

País: Reino Unido

Director: Rowan Joffé

Guión: Rowan Joffé (Novela: S.J. Watson)

Música: Ed Shearmur

Fotografía: Ben Davis

Reparto: Nicole Kidman, Mark Strong, Colin Firth, Anne-Marie Duff, Dean-Charles Chapman,Jing Lusi, Adam Levy, Llewella Gideon, Charlie Gardner, Rosie MacPherson

Productora: Entertainment One / Scott Free / Millennium Films/Nu Image

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas6 Estrellas7 Estrellas8 Estrellas9 Estrellas10 Estrellas (7 votos, Promedio: 9,71 de 10)
Cargando...
Pin It

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.